Vuelta al cole: zonas de estudio infantiles

Muebles Añadir comentario

La vuelta al cole de los más pequeños de la casa está cada vez más cerca y los padres ya empiezan con los preparativos que conlleva el comienzo del nuevo curso escolar.

Ha llegado el momento de  preparar horarios, libros, uniformes, actividades extraescolares… Y de intentar que, poco a poco, todo se vaya habituando a la nueva rutina y que no haya mucho problema al pasar de los sofás al pupitre.

Niña haciendo sus deberes

Potenciar el rendimiento de nuestros hijos no es tarea fácil… Por lo que habilitarles un lugar en casa donde poder hacer sus actividades es importante.

Los niños deben tener un lugar de estudio cómodo y funcional que los invite a estar en él las horas necesarias para realizar sus tareas. Es por ello que hay una serie de cuestiones que debemos tener en cuenta para que puedan hacerlas de la forma más confortable.

Niños compartiendo zona de estudio

Es muy importante que, a ser posible, separemos las zonas de estudio de las de juego en el caso de que sean ambas en su dormitorio, ya que no deben mezclar las sensaciones y comportamientos que en cada una de ellas realicen. La zona de estudio debe ser un lugar donde el niño se concentre y que no debe asociar con sus horas de ocio.

Zona de estudio con un amplio escritorio

El lugar debe estar lo más alejado posible del exterior para evitar que se distraigan con ruidos externos que hagan que se desconcentren, por lo que cuanto más calmado y silencioso sea mucho mejor.

Otra cuestión muy importante es la iluminación, es preferible los pequeños disfruten de luz natural en la medida de lo posible y que en caso de que ésta sea escasa se ilumine de forma adecuada la estancia, ya sea con flexos, lámparas o focos, para que no tengan que forzar la vista y evitar que se cansen con mayor rapidez.

Zona de estudio infantil con buena iluminación

Es primordial el uso de una silla de estudio que haga que el niño se siente de una forma correcta para que no se dañe la espalda, al  igual que el escritorio, debemos comprobar que su altura sea adecuada y que el niño no tenga que forzar las cervicales cuando esté realizando sus actividades.

Zona de estudio con dos escritorios

Una vez que tengamos todo bien organizado lo que nos queda es, una vez comience el curso, motivar a nuestros hijos para hacerles ver lo necesario que es dedicarle tiempo y esfuerzo al estudio.

¿Estáis los padres ya preparados para la vuelta al cole?

 

¡Hasta pronto!

Fotos: decoraconana, decoideas, estilopeques,

 

 

Deja una respuesta

*